Trasplante de riñón:
una realidad en Puebla

"El paciente está viendo la realidad de este esfuerzo, de esta inversión de vida que tanto él como su familia tuvieron".

Cuando un Hospital implementa un Programa de Trasplantes en sus instalaciones requiere de un largo proceso para que sea un éxito. En primer lugar, se debe contar con una Licencia que otorga el Centro Nacional de Trasplantes, órgano regulador. Además, es necesario tener Manuales de Procedimientos y protocolos establecidos.

Tuvimos oportunidad de platicar con el Dr. Juan Francisco Cabrera Arroyo, Cirujano de trasplantes del Hospital Puebla, sobre el Programa de Trasplantes en el que un equipo multidisciplinario ha estado trabajando, capacitándose y, finalmente, se han certificado experimentando en la materia. Además de los cirujanos, anestesiólogos, enfermeras de trasplantes, también existe una coordinadora que se dedica a supervisar que los detalles del Programa sean llevados a cabo y cumplidos en su totalidad.

Nos acercamos al Hospital Puebla para que nos explicaran un poco sobre el proceso de trasplante, específicamente, sobre un trasplante anticipado. El Dr. Cabrera nos contó sobre un caso en particular de mucho éxito: “El trasplante se realizó de manera exitosa: un paciente joven con Insuficiencia renal crónica, todavía no estaba en hemodiálisis ni diálisis peritoneal. Es así como han estado luchando por captar los casos, lo que se conoce como un trasplante anticipado, sin que lleguen al deterioro de la diálisis y hemodiálisis”.

También, el proceso no sólo involucra al cuerpo de médicos, ha sido un esfuerzo colectivo de todo el Hospital. “Desde luego, lo más importante fue el apoyo de la administración en conjunto con los directivos. Gracias a la visión y compromiso por apoyar el programa, ahora es posible que en el estado de Puebla un hospital de esta calidad y de este nivel pueda servir a tantos pacientes afectados por la insuficiencia renal en nuestro estado, y de esta manera, puedan recuperar su salud”, nos dice el Dr. Cabrera.

El paciente está viendo la realidad de este esfuerzo, de esta inversión de vida que tanto él como su familia tuvieron; él va a regresar a sus actividades socioculturales: trabajar, estudiar y disfrutar de su familia para gozar de la salud que tiene por derecho.

Finalmente, y lo más importante, es la mejoría en la calidad de vida que estos progresos nos brindan y compartimos el sentimiento que no pudo haber expresado mejor el Dr. Cabrera: “Me siento muy satisfecho de ser parte de un Programa tan importante para mejorar la calidad de vida de todos aquellos que buscan una solución a su problema renal”.

En una de las ciudades más románticas del mundo con paisajes únicos, el mejor pretexto para visitarla: el arte. Aún estás a tiempo de dar un brinco al viejo continente, visitar Venecia, comer unos cicchetti y brindar con un Aperol Spritz.